Un aspecto que a menudo se pasa por alto en la selección de contenido es asegurarse de que el material que se va utilizar ha sido autorizado por sus autores para ser compartido al público, y que cada elemento tiene una licencia compatible con la del producto de conocimiento.

Las libertades del conocimiento abierto[edit | edit source]

Dentro de la filosofía de fuentes abiertas, una buena documentación o un producto de conocimiento no solo se califica por cómo se elabora, sino por lo que facilita a los usuarios. Estas descripciones se basan en las cuatro libertades del software libre, las cuales han sido aplicadas a otras áreas de conocimiento como en el diseño abierto[1][2].

  • Es accesible: Esto significa que está al alcance de las personas que contribuyen con su producción y de aquellas que la consultan, para el propósito que necesiten. Por ejemplo, para las personas que en un futuro quieran obtener información sobre las prácticas y soluciones en una comunidad, con el objetivo de conocer los hallazgos de otros equipos.
  • Es estudiable: Otras personas pueden explorar secciones de la documentación, lo cual implica crear copias y modificaciones del contenido o solo de algunas secciones. Por ejemplo, obtener fotografías de soluciones similares en distintos lugares para hacer comparaciones sobre cuáles son las más útiles o para encontrar patrones de comportamiento con el objeto de diseñar ideas innovadoras.
  • Puede compartirse: La documentación puede ser copiada y reutilizada con la menor cantidad de restricciones. Por ejemplo, permitiendo que personas que fabrican cosas dentro de una comunidad tomen copias de los planos de construcción elaborados por otras personas para reproducir una solución.
  • Es mejorable: Implica que el contenido puede ser reutilizado de formas no previstas originalmente. Por ejemplo, en la creación de productos de conocimiento, o agregado a nuevos repositorios, siempre y cuando se cumplan las condiciones puestas por las personas autoras del material.

Por ejemplo, un producto de conocimiento puede contener documentación propia y apoyada por información secundaria con diversas licencias, especialmente en el caso de productos de conocimiento abiertos con componentes diversos (como por ejemplo software, dispositivos físicos, marcas y documentación), por lo que es importante aplicar las licencias correctas durante la elaboración de la documentación y verificar las licencias de documentación a reutilizarse para garantizar que tenemos permiso para usarlo y para facilitar su uso a quienes deseen utilizar estos productos de conocimiento abierto en el futuro.

Licencias Creative Commons[edit | edit source]

Captura de pantalla de 2017-12-06 16-41-36.png

Una opción para el uso de licencias (abiertas y parcialmente abiertas) es Creative Commons, una herramienta sencilla para definir los usos futuros que se preveen para el material publicado. Estas licencias se basan en la decisión sobre tres libertades principales:

  • La atribución a la persona creadora del material.
  • El uso para fines comerciales del material.
  • La creación de obras derivadas.

Para seleccionar una licencia, se puede utilizar la herramientas en línea provista por Creative Commons. A su vez, mucho contenido con licencias abiertas puede consultarse en línea y utilizarse según la licencia seleccionada por sus autores.

Referencias[edit | edit source]

  1. Software libre. (2022). In Wikipedia, la enciclopedia libre. https://es.wikipedia.org/w/index.php?title=Software_libre&oldid=144383462
  2. Van Amstel, F., Gonzatto, R. F., Junges, E., Costa, R., Veloso, D., da Cruz Costa, K., Marins, P., Giuliano, R., Chuves, V., Fuchs, F., Ferraz, G., & Rückert, A. (2012). La importancia del Software Libre. In E. Velis, P. Álvarez, J. Soto Galindo, S. Henríquez, I. Sol, R. Flores, S. Burgos, & D. Palacios (Trans.), Diseño Libre (1st ed.). Instituto Faber-Ludens. https://dubsnipe.github.io/disenolibre/la-importancia-del-software-libre.html
Cookies help us deliver our services. By using our services, you agree to our use of cookies.